La fruta tiene mucho azúcar

¿La fruta tiene mucho azúcar? No tenemos punto intermedio. Somos una especie rara. Esa la única conclusión a la que puedo llegar después de escuchar la semana pasada a un paciente que la fruta hay que tomarla con moderación.

¿Moderación? ¿Acaso se puede hablar de moderación en una sociedad caracterizada por los excesos en torno a la comida a todos los niveles? Desayunas magdalenas o galletas (las galletas también son bollería) todos los reverendos días y no fallas al “superviernes” de pizza y peli. De repente, por arte de magia, pasas a estar a “dieta total” y no comer una fruta porque, “la fruta tiene mucho azúcar” (¿ahora sí que miramos el azúcar no?) ¡Hasta ahí podíamos llegar!

Te quieres cuidar, has decidido cambiar tu alimentación y, porque no, perder unos kilitos… Hasta ahí, todo en orden. Pero ¿en serio que vas a dejar de comer fruta porque tiene mucho azúcar? Y… me pregunto: ¿Qué diantres piensas comer? La fruta es un alimento con escaso aporte calórico, infinidad de propiedades nutricionales y poco azúcar. Este azúcar, y esto es importante tenerlo en cuenta, es un azúcar que forma parte del alimento. Ese detalle, hace que el “azúcar de la fruta” no se metabolice igual que el azúcar añadido a los productos de bollería.

Si tu objetivo es comer mejor, ganar salud y perder peso, será precisamente fruta lo que debas comer y NO toda esa infinidad de tonterías “de dieta” a las que recurres una y otra vez. ¡Esas sí que tienen azúcar!

 

La fruta tiene azúcar sí, pero:

  • La fruta NO tiene mucho azúcar. Azúcar tiene el azucarillo que te tomas con el café cada mañana desde hace 20 años. La fruta tiene azúcar intrínseco del alimento, NO azúcar libre (que es el realmente perjudicial)
  • El azúcar que te aporta la fruta NO es malo ni para ti, ni para tu salud, ni siquiera para tu tan amada dieta.

¿Qué tiene la fruta?

Desde luego que, lo que no tiene es sólo agua con azúcar. Esa sería exactamente la definición de refrescos y zumos (caseros incluidos).

La fruta, además de hidratos de carbono y agua, tiene vitaminas y minerales. También tiene fibra. Esa fibra, es responsable de que tu odiado azúcar no entre “de golpe” a tu organismo y, además, te sacia.

Cuando comes alimentos de verdad, aunque no te lo creas, tu cuerpo los asimila perfectamente. El poco azúcar, o mejor dicho, los hidratos de carbono de la fruta, NO son perjudiciales ni para tu salud, ni para tu dieta.

Cuando tomas productos ultra procesados: zumo de fruta, bollería, polvos marrones para la leche o, azúcar directamente… ya es otra cosa. Esos sí que tienen azúcar en ingentes cantidades. En este caso, tu organismo, sí que tiene problemas para asimilar ese excesivo azúcar.

En definitiva, la fruta no engorda ni porque tenga mucho azúcar, ni por ningún invento que se le haya ocurrido al erudito de turno.

Es más, la fruta, también se puede comer a la noche. No engorda más ni menos, engorda EXACTAMENTE lo mismo… De momento los alimentos no saben cambiar las calorías y, a las 14:00 p.m. tendrán las mismas que a las 15:30 p.m. Lógica aplastante.

 

La fruta se puede comer antes, durante y después de las comidas.

 

La única explicación por la que alguien pueda decir que la fruta tiene mucho azúcar es, porque no sabe lo que es la fruta.

Come fruta a diario. Y, cuando digo fruta, digo fruta entera y con piel. Nada más ni nada menos que eso:

  • Fruta no es zumo de fruta, por muy casero que sea.
  • Fruta no es zumo comercial de fruta, aunque ponga con fruta fresca o con trillones de vitaminas.
  • Fruta no es yogur de fruta, ni con micro trocitos de fruta, ni con sabor a fruta.
  • Fruta no es chicle con fruta, ni chucherías con forma de fruta, ni galletitas con fruta, ni un helado con color y sabor a limón…

Fruta es fruta, la del frutero de toda la vida ¿sabes de lo que te hablo no? No confundamos conceptos, ni mezclemos alimentos con producto ultraprocesados… no son lo mismo.

 

 

 

Te puede interesar

1 comment on “La fruta tiene mucho azúcar

Acabo de descubrirte por casualidad. Me ha fascinado tu sentido común y esa forma tan fácil de hacernos comprender la lógica en la alimentación. A partir de ahora voy a seguir tu blog. Gracias por tus aportaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *